Así será el camión del futuro según Renault Trucks

En una era donde la innovación y la sostenibilidad son primordiales, Renault Trucks está haciendo una contribución significativa con su proyecto DOLPHIN (Desarrollo de un camión laboratorio original para la integración física). Este proyecto no solo simboliza un avance significativo en el ámbito del transporte de carga, sino que también marca un cambio decisivo hacia un futuro más eficiente y respetuoso con el medio ambiente.

Renault Trucks, parte destacada del Grupo Volvo y con seis décadas de experiencia en la fabricación de camiones, se une a un consorcio de socios industriales y académicos en la región de Auvernia-Ródano-Alpes en Francia. Liderando este ambicioso proyecto Renault Trucks,  este grupo incluye a Lamberet, conocido por sus semirremolques refrigerados; SafetyTech, especialista en soluciones de seguridad y confort; y varios laboratorios académicos de prestigio, como el Laboratoire de Mécanique des Fluides et d’Acoustique y el Laboratoire de Psychologie Sociale et Cognitive, supervisado por la Universidad Clermont Auvergne.

El proyecto DOLPHIN (Development Original truck Lab for PHysical INtegration) se centra en el desarrollo de un vehículo demostrativo, cuya producción está programada para la primavera de 2024. Este vehículo será un precursor para la futura generación de camiones eléctricos de largo alcance. El enfoque de DOLPHIN en la sostenibilidad se manifiesta no solo en su objetivo de cero emisiones, sino también en su dedicación a mejorar aspectos críticos como la eficiencia energética, la seguridad vial y la ergonomía del conductor.

Una de las áreas de enfoque del proyecto DOLPHIN es la optimización de la aerodinámica y la eficiencia energética del conjunto propulsor del vehículo. Renault Trucks está explorando métodos para reducir la resistencia al aire, lo que a su vez disminuye el consumo energético y aumenta la autonomía de sus camiones eléctricos. Este enfoque es esencial no solo para la sostenibilidad ambiental, sino también para la rentabilidad económica de los operadores de transporte. Al reducir la resistencia al aire, Renault Trucks apunta a disminuir el consumo energético, lo que resulta en una operación más rentable y ecológica.

En cuanto a la seguridad, el proyecto DOLPHIN pone especial énfasis en el desarrollo de tecnologías avanzadas para la detección de peatones y ciclistas, mostrando un compromiso firme con la seguridad de todos los usuarios de la vía.

El interior del camión Renault también está recibiendo una atención especial. El proyecto promete una cabina rediseñada, centrada en la ergonomía y el confort del conductor. Esta mejora no solo beneficia la experiencia de conducción, sino que también podría aumentar la eficiencia operativa del vehículo.

Renault Trucks también está explorando el mundo digital con el desarrollo de aplicaciones móviles para una gestión optimizada del equipo del camión. Este enfoque hacia la conectividad y la tecnología digital es un claro indicativo de la dirección en la que se mueve la industria.

El proyecto DOLPHIN ha recibido financiación del gobierno francés y de la Unión Europea, destacando su importancia estratégica para el futuro del transporte sostenible en Europa. Con el inicio de la producción del vehículo demostrativo en Bourg-en-Bresse, una región estratégicamente ubicada para el proyecto, Renault Trucks no solo está preparando el camino para el futuro, sino que está activamente construyendo un legado de innovación y sostenibilidad en la industria del transporte de carga.