Limpiar tapicería de cuero

Portada » Blog » Limpiar tapicería de cuero


Los asientos de cuero son un lujo y pueden durar toda la duración de la vida útil del vehículo si se cuidan adecuadamente. Limpiar la tapicería de cuero marca una gran diferencia en la apariencia del coche. También puede agregar valor si estás considerando vender el coche.

Si tu vehículo tiene el extra de los asientos de cuero, es aconsejable comprar el tipo adecuado de productos de limpieza. En caso que sean de tela, te recomendamos el articulo sobre limpiar tapicería de tela. No te dejes intimidar por el cuero ¡Vamos a limpiar la tapicería del coche!. Con la combinación correcta de productos, limpiar los asientos es fácil y el resultado final es a muy satisfactorio.

Vamos a ver cómo hacer que el interior del coche brille.

Que se necesita para limpiar la tapicería de cuero

Necesitarás lo siguiente:

-Un cubo de agua
-Limpiador de cuero
-Acondicionador de cuero
-Cepillo de limpieza de cuero
-Paño de microfibra suave y limpio
-Aspirador de coche

Eso es todo lo que necesitarás para limpiar tus asientos de cuero como un profesional.

Una vez que hayas reunido todo lo que necesitas, podrás pasar a la parte de limpiar asientos de cuero del coche. Antes de limpiar una tapicería de cuero en profundidad, es importante revisar los asientos en busca de agujeros, desgarros o perforaciones en el cuero. Si encuentras agujeros, asegúrate de no meter líquido en el interior, ya que esto podría dañar la espuma del asiento.

Cómo limpiar asientos de cuero

Revisar. Examinar cuidadosamente los asientos de cuero del coche en búsqueda de: agujeros, cortes o cualquier otro daño. Marcar cualquier agujero o corte para asegurar de no introducir líquidos en el interior del asiento. Esto puede dañar la espuma subyacente en los asientos.

Tener a mano el limpiador de cuero. Se puede comprar en casi cualquier ferretería o tienda de recambios de automóviles. Se deben evitar los limpiadores de vinilo o productos a base de petróleo o silicona, ya que harán que el cuero se vea demasiado brillante.
También es posible hacer limpiador de cuero casero. Simplemente mezcla una parte de vinagre con dos partes de aceite de linaza. Esta versión casera tiende a ser menos abrasiva y puede ayudar a que el cuero se desgaste mejor.

Aspirar los asientos. Antes de aplicar un limpiador de cuero, lo mejor es aspirar cualquier suciedad, tanto grandes como cualquier migaja pequeña. El uso de un aspirador con el accesorio del cepillo es la mejor manera de hacer esto.
Utilizando un accesorio de cepillo se evita dañar el cuero mientras aspira.

Limpiar los asientos. Antes de aplicar el limpiador de cuero a los asientos, es buena idea limpiar el cuero con un paño limpio y húmedo. Esto eliminará cualquier grasa, polvo o suciedad para que el limpiador de cuero pueda centrarse en cualquier suciedad incrustada.

Prueba el producto. Antes de llenar todo el asiento, es una buena idea hacer una prueba puntual en un pequeño parche de cuero que está fuera de la vista. Esto asegurará que el limpiador de cuero que elegido no dañará o decolorará su cuero. Si no estás contento te da la oportunidad de cambiarlo antes de ponerlo en todo el cuero.

Aplicar la solución de limpieza de cuero. Rocíe un limpiador de espuma de cuero directamente sobre los asientos de cuero. En la mayoría de los casos, sólo se requieren de 3 a 4 chorros. Si los asientos están realmente sucios, puede ser necesario un limpiador adicional. Compruebe las instrucciones antes de la aplicación y siga las instrucciones del fabricante.
Utiliza el paño húmedo suave para frotar la espuma. El agua ayudará a activar la espuma. Deja la espuma en los asientos durante varios minutos, para ayudar a deshacer la suciedad.
Utilice un cepillo para la limpieza profunda. El cepillo debe utilizarse para limpiar profundamente el cuero, especialmente en puntos que están extremadamente sucios. Utilice suavemente el cepillo para obtener la perfecta limpieza de los asientos.

Limpiar la espuma. Con un paño de microfibra te asegurarás de que se retire toda la espuma. Limpia los asientos hacia abajo, usando un paño seco para limpiar la espuma de los asientos. Esperemos que los asientos estén bien limpios. Si persiste una mancha, repite los pasos anteriores, dando a la mancha una pasada adicional.


Suscríbete a nuestro boletín


[Total:3    Promedio:5/5]



Te puede interesar:

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidadtérminos del servicio de Google.

Deja un comentario